2017...UN AÑO PARA ARMAR

Un blog es un espacio versátil, creativo, de difusión y diálogo.
Pensado para dar a conocer el progreso de quienes cursan la cátedra de Publicidad, en el Colegio Universitario Juan B. Alberdi de Castelar, esta bitácora alojará diseños, escritos, información, notas de interés para los alumnos, comentarios y...
Participen. La WEB 2.0 es de todos nosotros.

martes, 17 de mayo de 2011

De La Nación

Publicidad y marketing / Avisos, campañas, agencias

Menos avisos, más publicidad

La difusión de productos crece, pero a través de técnicas no tradicionales que buscan impactar por originalidad


Martes 17 de mayo de 2011
Alberto Borrini
Para LA NACION

Predecir el futuro de la publicidad es complicado debido a que los mayores cambios, últimamente, suelen provenir de los medios, que a su vez dependen de los imprevisibles adelantos tecnológicos.
De todos modos, hay consenso en que habría más publicidad, sólo que se parecería cada vez menos a lo que todavía entendemos por publicidad. Varias de esas nuevas herramientas, que reemplazan a los avisos convencionales, ya están aquí, con nombres que evocan iniciativas artísticas, políticas, deportivas o solidarias.
Se llaman instalaciones, activaciones, intervenciones, maratones, boca en boca, eventos, ediciones de libros, desfiles o PNT (publicidad no tradicional). Cada una de estas grandes variables, se desglosa a su vez en múltiples prácticas a distinta escala, pero cada vez más novedosas, incluso curiosas, y en lo posible absolutamente originales. Las nuevas ideas ahora exigen nuevos recursos.
Veamos, como primer ejemplo, el caso de Volvo. La marca de autos, para promover su modelo S60, realizó una intervención en la estación de trenes de Zurich, que duró cinco días, convocó a diez artistas y contó con la participación de 30.000 espectadores.
La acción, que comenzó como un nuevo experimento para resaltar los rasgos vanguardistas del modelo en cuestión, se convirtió rápidamente en un reality show artístico que fue fotografiado en alta definición cada diez segundos y editado después como video.

El taxista como medio
La nueva publicidad reconoce varias claves. Una es su vocación por los espectáculos artísticos o deportivos; otra, la necesidad de grandes espacios abiertos. Las calles son vistas como un gran lienzo, hasta ahora el mayor de todos los concebibles. También incide el hecho de que varias de estas iniciativas son más baratas que un comercial televisivo.
Si de curiosidad u originalidad se trata, resalta la idea de los Tedtaxis, fletados por TED+, una organización internacional sin fines de lucro dedicada a difundir ideas valiosas de interés general. Nació en 1986, pero en América latina aún es poco conocida; por eso la filial Buenos Aires pensó en aprovechar la capacidad de transmisión oral de los taxistas. El lugar invita a la conversación, y los taxistas suelen elegir el tema.
La firma seleccionó a 50 de ellos y los invitó a participar de un foro de intercambio de ideas durante seis horas, del que salieron convertidos en entusiastas propaladores de TED+.
Parece una operación a mínima escala, pero no lo es tanto: 50 taxis, a 20 pasajeros por día, durante una semana hacen un total de 7000 oyentes. El organismo piensa ahora en otros grandes conversadores, los peluqueros, que serán los protagonistas del próximo programa.
La iniciativa es de Ogilvy Argentina, fue producida por la productora Rebolución y documentada por su director, Nicolás Núbile.
Otro caso destacado es el Puma Urban Art, cuya 4a. edición se desarrollará en el Centro Cultural Recoleta, Capital Federal, a fines de este mes. Contará con la presencia de famosos artistas locales e internacionales, como el londinense D*Face, el norteamericano Mark Dean Veca, y los argentinos Estudio2veinte, Martín Orza, Bosque y Juan Abba, entre otros. Todo girará en torno de la presentación en sociedad de las nuevas Puma 916 Punk.

Una instalación solidaria
Las calles, las ciudades, en suma, la realidad misma, inspiran a los creativos, que se resisten a expresarse solamente a través de avisos convencionales; prefieren producir nuevas y buenas ideas, y encontrar para ellas el mejor recurso. Es lo que suele llamarse contemporary media. Así nació Resaltador, una instalación de Young & Rubicam.
El propósito era sacudir a los habitantes de la villa Zavaleta para que prestaran atención, dejaran de ignorar la realidad y contribuyeran a mejorar la situación. Consistió en pintar las casas de colores fluorescentes, "como si un resaltador les hubiera pasado por encima".
La iniciativa correspondió a Zavaleteros, una asociación civil sin fines de lucro que trabaja con niños y adolescentes de la zona ubicada entre Pompeya y Parque de los Patricios, en la ciudad de Buenos Aires.
"En nuestro país, los niveles de pobreza han crecido mucho en los últimos diez años. Nuestra idea se basó directamente en el hecho de que la gente empezó a acostumbrarse a las imágenes de las zonas carenciadas y las villas miseria terminaron por convertirse en un paisaje natural", explican los organizadores.
Los comentados son apenas tres de la decenas o centenas de casos que tienen parecidas características. En los Estados Unidos, la herramienta de moda es el procurement, ideada para optimizar las relaciones creativas y económicas entre agencias y clientes. La mejor síntesis es la frase que le sirve de emblema: "Colaborar es mejor que competir".

NOTA DE GD.:LEAN LOS COMENTARIOS EN LA PUBLICACION ORIGINAL. SON MUY INTERESANTES.

jueves, 12 de mayo de 2011

Souvenires Santos



El merchandising por la beatificación de Juan Pablo II hace furor en Italia
Publicado el 22 abril 2011.

Unas 300 mil personas llegarán a Roma para participar de la ceremonia de beatificación del Papa Juan Pablo II, para lo cual la seguridad, organización y limpieza de la ciudad requerirá la participación de 3.000 agentes, 1.200 empleados municipales y 2.550 voluntarios durante los tres días que durará la celebración, del 30 de abril al 2 de mayo. Unos 5.046 autobuses trasladarán a los visitantes y habrá un millón de botellas de agua disponibles, además de pantallas gigantes, exposiciones y conciertos. El metro y los museos tendrán horario nocturno.
Pero más allá de esto ha comenzado lo que se podría denominar la Juan Pablo-manía que bate récords en Roma, donde almanaques, camisetas con frases célebres del pontífice, llaveros, estatuillas, imanes, afiches, libros, relojes, estampitas y encendedores se venden sin parar.
La imagen de Wojtyla rezando, saludando, meditando, joven, viejo, saludable o mostrando ya los síntomas de la enfermedad se reproducen al infinito en las calles, tiendas y kioscos de la capital italiana.ULTIMAHORADIARIO.COM.AR

Vender sin límites¿...Y LA ETICA?


El merchandising de la muerte de Osama ya es furor en EE.UU.

La venta de tazas, remeras, estatuillas, y papel higiénico celebran la caída del jefe terrorista.

La muerte de Osama bin Laden no sólo le sirvió a Barack Obama para mejorar su imagen, golpeada por la crisis económica y el monumental déficit del país, entre los votantes estadounidenses.
También le trajo sorprendentes beneficios a quienes supieron aprovechar comercialmente las circunstancias . Uno de ellos fue un neoyorquino llamado Maurice Harary, quien ganó 120.000 dólares en tan solo dos días con ingenio y un gran sentido de la oportunidad.
A las pocas horas de la difusión de la muerte del líder de Al Qaeda, este joven de 23 años lanzó en Internet – a través de un sitio con el sugerente nombre “osamadeadtees.com”– una variada oferta de remeras conmemorando la caída del hombre más buscado por las fuerzas estadounidenses. Para fortalecer su negocio, Harary explotó la fibra nacionalista a través de mensajes promocionales en redes sociales como “Celebra la muerte de Osama Bin Laden” y “Ahora puedes mostrar tu orgullo americano apoyando nuestra causa”. En apenas 48 horas vendió nada menos que 10.000 prendas a 12 dólares cada una. Y eso no es todo, acumuló una inusual nómina de pedidos a futuro.
No fue el único caso. El sentido patriótico, el morbo o, tal vez, el simple snobismo, hicieron que el merchandising de “Osama Dead” se venda como pan caliente en Estados Unidos. Los recuerdos inundaron los comercios de ventas de souvenirs y proliferaron las páginas en la Web.
A una semana del operativo contra el líder terrorista, las remeras siguen siendo los souvenirs más requeridos . Hay numerosos modelos, pero el que más repercusión tuvo muestra el rostro de Bin Laden – sobre fondo negro o blanco – con una cruz roja en cada uno de sus ojos. En la parte inferior de la camiseta puede leerse: “Game over”. Otro, en fondo negro y rojo, Bin Laden aparece bajo una mira telescópica, sobre la palabra “Dead”.
Pero hay un modelo que compite con ellas y que se les va acercando poco a poco en ventas. Es el que tiene el logo de los “Navy Seals”, los comandos de elite que llevaron adelante el operativo en Pakistán y que ya se convirtieron en héroes .
Además de las remeras, proliferan los recuerdos en otros formatos: se pueden ver tazas con la leyenda “Bye Bye Osama”, o papel higiénico que lleva impreso en cada corte el rostro barbado del hombre que organizó el atentado de las Torres Gemelas. También estatuillas de dudoso gusto, donde aparece Obama de pié con la cabeza de Osama bajo el brazo. La ola de estos peculiares recuerdos históricos también llegó a la Argentina de la mano de sitios de venta on line, donde se ofertan distintos modelos de remeras a 40 pesos .
Muerto, el hombre que más daño le causó al orgulloso poderío de Estados Unidos terminó convertido en un ícono mercantil del capitalismo actual.
Clarín – 11-5-2011

lunes, 9 de mayo de 2011

Novedad editorial


“Comunicación Política en Latinoamérica – Gestión, Campañas y TICs” es un libro que se nutre de una interesante compilación de experiencias pronunciadas por expertos de la comunicación y que busca adentrarse en el trabajo y desarrollo profesional de los comunicadores con un enfoque regional. Propuesta Latinoamericana escrita por profesionales de la Comunicación.
A través de las diferentes vivencias que cada uno de los autores plasmó en este libro, se aprecian las vicisitudes que los comunicadores encuentran en disímiles áreas de la comunicación política. Por lo tanto, este libro compila experiencias y pensamiento en el área de la Gestión, habiendo incorporado textos de autores que desarrollan tareas profesionales en diferentes sectores y organismos gubernamentales; así como también se ilustran contenidos en los cuales se observa el trabajo del comunicador en las Campañas Electorales.
El área de las TICs también tiene su espacio de reflexión a partir del cambio paradigmático que generó la incorporación de nuevas herramientas de comunicación a través del surgimiento y crecimiento de las redes sociales. La Web Social cambió la forma de comunicarse e interrelacionarse entre las personas, y diferentes expertos de la Web 2.0 muestran su influencia en la política actual.
Un producto más del Grupo DIRCOM, que cuenta con prólogo de Daniel Ivoskus, compilación realizada porAugusto Erbin y edición de Juan José Larrea.
“Comunicación Política en Latinoamérica – Gestión, Campañas y TICs” es un libro que muestra al profesional latinoamericano de la comunicación política en acción y en pensamiento.

martes, 3 de mayo de 2011

Para leer

Publicidad y marketing / Avisos, campañas, agencias

La boda real, como un media eventEl casamiento del príncipe Guillermo y Kate Middleton actualizó un antiguo recurso: el acontecimiento creado para ser transmitido

Martes 03 de mayo de 2011
Alberto Borrini
Para LA NACION

Una boda real motivó, en 1951, al director Stanley Donen para filmar Royal Wedding , un musical protagonizado por Fred Astaire y Jane Powell. La entusiasta celebración en las calles que reflejó la ficción, en una época más feliz de la monarquía británica, quedó menos en la memoria de los espectadores que el fabuloso baile de Fred Astaire por las paredes y el cielo raso de su cuarto, cuando los efectos especiales eran artesanales.
Más de medio siglo después, el mundo acaba de asistir a otra boda real, la del príncipe Guillermo y Kate Middleton. La anterior celebración, en 1981, fue transmitida por televisión; la de la semana pasada circuló también, masivamente, por las redes sociales. Fue la primera boda 2.0 de la historia.
La audiencia creció así verticalmente; se estimó en más de 2000 millones el número de personas que vieron, la semana pasada, el evento por televisión, Facebook, YouTube, Twitter y Flickr. Pero no es éste el único ingrediente que la diferencia de las anteriores.
Por un lado, Guillermo es el hijo mayor de la malograda princesa Diana; la bella Kate es una plebeya, por lo que la alianza representó un punto de inflexión para la rígida casa de los Windsor. Es la historia romántica de una pareja, pero políticamente la celebración responde a la necesidad de la monarquía británica de recuperar sus laureles.
No obstante, la celebración comenzó por dividir a Londres; mientras cientos de miles de turistas llegaron a la capital británica para asistir al espectáculo, una buena proporción de los londinenses viajó al campo para escapar de ese bullicio. Pero algo tienen en común todas las bodas mencionadas, desde el punto de vista de la comunicación: son media events (o acontecimientos mediáticos), frase acuñada en los años 60 para enfatizar el carácter mediático de los grandes acontecimientos populares.
Los media events fueron definidos por uno de sus principales analistas y defensores, el profesor Elihu Katz, como "interrupciones de la rutina para los participantes, para el público y para los medios en particular. Muestran el drama de la simultaneidad". No son sucesos espontáneos, sino predeterminados y anticipados por la publicidad.
Primero entró en la órbita de los diarios y los programas de noticias hace semanas. Pero la publicidad esperó su turno, antes en Inglaterra, obviamente, que en otros países. El día anterior, Canal 13 publicó una página entera en los diarios, con la pareja real abrazada dentro de un amoroso óvalo, a la manera de un monumental teleteatro, para anunciar: "En vivo y desde Londres, la cobertura más completa. Una transmisión conjunta de El Trece y la BBC, mañana desde las 6".
El media event prototípico de los 60, cuando comenzó a hablarse del recurso fue, según Katz, el alunizaje, pero la lista de esos primeros años incluye el funeral de John F. Kennedy, los mundiales de fútbol, las Olimpíadas y el viaje del papa a Polonia.
Katz hizo una defensa del recurso, que hacia la misma época ya tenía críticos de la talla de Daniel Boorstin, autor del libro The image , y del filósofo Walter Benjamin, quien lo vinculó, en la década del 30, con las grandes coreografías del nazismo y el fascismo. Boorstin opinó también que no había que desestimar el posible mal uso de los media events , pero admitió su potencial; Katz enfatizó su carácter integrativo, "al unir a mucha gente diversa tras un objetivo común".

Más futuro que pasado

No se puede meter toda la variedad de media events en una misma bolsa. Los hay espectaculares, un imán para la publicidad, como los mundiales de fútbol y las Olimpíadas, mientras que otros, como los viajes papales, las coronaciones y las bodas reales, suelen ser más recatados y solemnes, aunque con creciente propensión a la frivolidad debido a las reglas de juego de la TV y de las redes sociales.
En Inglaterra, la firma de celulares T-Mobile, ubicada en tercer lugar del ranking del ramo después de Vodafone y Telefónica, se atrevió a difundir en YouTube un video publicitario en broma que muestra a dobles de los novios y demás miembros de la realeza enrolados en un frenético y divertido baile popular. Las parodias se colaron también en la cobertura del acontecimiento en otros países. La mayoría de los media events suelen reportar pingües ingresos; los estimados por la corona para la boda real habrían superado los US$ 1500 millones.
El atributo de interrumpir, de distraer momentáneamente de una realidad frustrante, favoreció en este caso no sólo a la monarquía sino también al gobierno inglés, que trata de disimular el fastidio social causado por los planes de austeridad y el aumento del desempleo, derivados de la grave crisis financiera que padece Europa.
Katz concluyó diciendo que los media events , en la era de los medios y las imágenes, "tienen más futuro que pasado".